Columnas > Arquitectura > 16 de mayo de 2018

Taller de Bioconstrucción: “Las paredes y su cubiertas deberían interactuar con el clima”

Armando Gross nos cuenta sobre la experiencia en el Taller de Bioconstrucción sobre la preparación de diversos revoques para terminar paredes de barro

En la columna de bioconstrucción Armando Gross nos cuenta sobre la experiencia en el taller y minga que se realizó en Anisacate. El TABI es un espacio extracurricular que ofrece la Facultad de Urbanismo y Diseño, que le permite a alumnos y personas interesadas participar de actividades prácticas en obras en construcción en el territorio cordobés.

La temática fue revoque e imprimación sobre una quincha seca, en tres grupos de trabajo. La quincha se trata de un entramado de varas horizontales sobre montantes verticales de madera, con un espesor de no más de 5 cm en el interior. Esa cavidad se rellena con barro y paja. El barro capitaliza toda la energía que llega desde el exterior a los muros a partir del efecto invernadero. Esto sucede si procuramos una correcta orientación en el terreno desde el punto de vista bioclimático.

Además, los revoques que se utilizaron para estos muros son permeables al factor aire. No dejan pasar el agua, y  tampoco que la humedad condense dentro de las viviendas.

Para conocer más sobre la experiencia del Taller de Bioconstrucción click acá:

Escuchar nota >